Tarta de cumpleaños “COBRA KAI” (Sin gluten)

Hace un par de semanas celebramos el cumpleaños de mi marido, y como siempre no podía faltar la muy esperada CHACHI-TARTA, que como a todo buen seriófilo no podía escoger otra temática mejor que la última serie vista… Cobra Kai, y porque el gluten no existe en nuestro dojo 😛 ha sido elaborada con ingredientes 100% apta para celíacos 😀 😀

Mira que nos gustan muchos las pelis clásicas de los 80s, y no supimos hasta hace pocos meses de la existencia de esta serie que ya lleva 3 temporadas, la verdad que nos ha dejado con ganas de ver más, pero como de momento no es posible; nos hemos tenido que conformar con comernos esta CHACHI-TARTA de cumpleaños que está realmente de vicio 😛

El bizcocho es de vainilla con relleno de nata al cacao, he utilizado la misma receta de la Tarta Baby Shark, que le hice a mi hijo para celebrar su cumpleaños el año pasado. Como estas son tartas que llevan tanta decoración y tanto detalle, centro todas mis energías en ello y a veces tampoco pienso mucho en la receta del bizcocho, reciclo una y otra vez las mismas recetas 🙂

RECETA DE BIZCOCHO DE VAINILLA CON RELLENO DE NATA AL CACAO (SIN GLUTEN)

Ingredientes (1 bizcocho de 24 cm)

  • 200 gr de harina sin gluten (yo usé Schar Mix C)
  • 125 gr de azúcar blanca
  • 1 sobre (15 gr) de levadura química
  • 80 gr de margarina
  • 3 huevos
  • 1 yogur natural (HACENDADO – sin lactosa)
  • aroma de vainilla (Dr Oetker – sin gluten)

Para el relleno y decoración:

  • 400 ml de nata para montar (Central Lechera – Sin gluten y sin lactosa)
  • 4 cucharadas de Azúcar glacé
  • 2 cucharadas de cacao en polvo (VALOR – Sin gluten)
  • 1/2 sobre de Natafix – Opcional (sin gluten)
  • Fondant de azúcar (Voilà – Sin gluten)
  • Colorantes en gel (Sugarflair – Sin gluten)

Preparación:

Empieza por mezclar todos los ingredientes húmedos en un bol, la margarina, los huevos, el yogur y el aroma de vainilla, añade además el azúcar y con mucha energía mezcla hasta que se integren completamente. En otro bol, mezcla los ingredientes secos tamizados (la harina y la levadura) y añádelos a cucharadas poco a poco a la mezcla anterior. Puedes hacerlo a mano o utilizar batidora eléctrica.

Cuando ya esté todo bien integrado, vierte en el molde para horneado y hornea a 170 grados, durante unos 30 a 35 minutos. Asegúrate que el horno esté bien caliente antes de meter el molde.

Sabrás que tu bizcocho está listo cuando al pincharle con un palillo de madera éste salga seco, aunque también lo notarás por el olor y color, siempre he dicho que cada horno es un mundo, así que el tiempo de horneado nunca es exacto.

A decorar…

Antes de montar la tarta y toda su decoración, es necesario que dejes enfriándola muchas horas, yo suelo hornear un día antes y la dejo reposar toda la noche, mientras tanto me da tiempo a ir preparando los detalles, en este caso el clásico logo de Cobra Kai, hecho a base de pasta fondant de azúcar.

Hoy en día las decoraciones con fondant son tan comunes que no es difícil encontrar esta pasta en los supermercados, hay distintas marcas sin gluten, yo siempre compro la que vende mi supermercado más cercano, pero bueno al final es cuestión de gustos.

Aunque suelen venderla ya coloreada, yo prefiero pintarla yo, para ello utilizo colorantes en gel, los he comprado por internet, me resulta más cómodo y se desperdicia menos.

Quizá la parte más complicada de este logo ha sido no tener un molde para letras que las hiciera todas del mismo tamaño y con la misma fuente, me he tardado más tiempo modelando letras a mano que en el resto de detalles, pues si… trabajo de chinos!!

Hecho el logo, lo he dejado secar durante toda la noche para que endurezca y no se deforme al manipular, hay que tener cuidado de no dejarlo demasiado fino pues se puede romper con facilidad, y sobretodo alejado de humedades y fuentes de calor, recordemos que al final es azúcar.

Para el relleno, he utilizado nata para postres sin lactosa, azúcar glacé, cacao en polvo y el ingrediente secreto que tanto me encanta, cremor tártaro (marca Natafix sin gluten), que le da esa consistencia más densa.

Abrimos el bizcocho en dos mitades, rellenamos con abundante nata y cubrimos toda la superficie muy muy abundante sobretodo por los bordes, esparciendo uniformemente con ayuda de una espátula. Esto es importante porque de esta forma las pepitas de chocolate de los laterales quedarán bien adheridas.

También podemos usar virutas de chocolate, almendras tostadas, u otro tipo de ingrediente que prefieras… he querido hacerla así ya que a mi marido le encanta el chocolate, pero sobretodo porque a la larga tanto fondant a veces acaba cansando hasta a los más dulceros.

Conserva en la nevera y sirve bien fría, entre más lo esté mejor gusto tendrá.

Y sin más que añadir, dejo por aquí el videotutorial en el que explico con lujo de detalles como construí esta maravilla, espero sea de tu agrado y te de algunas ideas 😉

Felicidades Mario-san!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s