Schiacciata de cebolla, tomate y aceitunas negras (sin gluten)

Anoche nos apetecía cenar al estilo italiano y que mejor que haber preparado una schiacciata (o focaccia toscana) crujiente y calientita; a pesar de haberme pensado encender el horno en pleno verano debo decir que ha merecido la pena, pues además de estar buenísima es completamente libre de gluten.

Nos encanta la comida italiana, antes de saber que era celíaca disfrutaba mucho yendo a pizzerías; pedía la más “quesosa” y “glutenosa” jeje :-P, aunque tenía casi seguro que a los pocos minutos me encontraría muy mal. En fin, como no quiero privarme de las comidas italianas que tanto nos encantan, cada vez que tengo antojo me las apaño como puedo y éste ha sido uno de mis experimentos bastante exitosos la verdad.

Un día de estos entré en una librería y estuve curioseando libros de cocina, al final fiché uno que me gustó mucho, se llama: “200 recetas de panes – Johana Farrow” tiene muchas recetas solo de panes con distintas preparaciones incluida una sección de panes sin gluten; no obstante cualquier receta puede servir de base para tunear en modo “singlu” (como la receta de hoy), al final todo está en probar.

Receta de Schiacciata de cebolla, tomate y aceitunas negras (sin gluten)

Ingredientes para la masa:

  • 250 gr de harina panificable sin gluten (yo usé de la marca Schar Mix B)
  • 100 ml de agua templada
  • 15 gr de levadura fresca (marca LEVITAL es sin gluten)
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 huevo
  • 1/2 cucharadita de sal fina
  • 1/2 cucharadita de azúcar

Para el relleno:

  • 1/4 cebolla picada en tiritas finas
  • 25 gr de aceitunas negras
  • 25 gr de tomate seco
  • 1 cucharadita de azúcar
  • albahaca al gusto (puede ser fresca o seca)
  • 1 chorrete de aceite de oliva
  • pizca de sal fina
  • sal gorda (opcional)

Preparación:

Comienza preparando la masa, para ello vuelca la harina (en mi caso Schar Mix B – sin gluten) en un bol, haz un huequín por en medio y desmiga la levadura fresca, añade el huevo, el aceite, la sal y el azúcar.

Amasa manualmente o con ayuda de robot amasador poco a poco a la vez que incorporas el agua templada; notarás como poco a poco se va formando una bola compacta, continúa amasando hasta que haya cogido consistencia durante unos 10 minutos mas o menos.

Tapa el cuenco con un paño de cocina o un trozo de papel film transparente y deja que repose durante 1 hora para que haga acción la levadura.

Mientras tanto, prepara el relleno…

En la licuadora, coloca las aceitunas negras, el tomate seco, un poquitín de aceite de oliva, albahaca (puede ser fresca o seca) y una pizca de sal; las cantidades son un poco al gusto de cada quien. Tritura todo ligeramente, de modo que quede una pastita con trocitos no muy grandes ni muy finos. Reserva.

Corta la cebolla y el tomate seco en tiritas finas, calienta aceite de oliva en una sartén y pon a pochar la cebolla durante 5 minutos hasta que la notes tierna, retira la mitad a un cuenco y mezcla con el tomate seco, resérvalo.

A la cebolla restante añádele una cucharadita de azúcar y continúa cocinando hasta que caramelice, remueve poco a poco hasta que obtenga un color dorado, entonces retira del fuego y deja enfriar. Reserva.

Transcurrida la hora de fermentación, retira la masa, notarás que ha aumentado de tamaño. Corta la masa en 2 partes iguales y extiéndelas con ayuda de un rodillo hasta que tenga mas o menos el grosor de 1 cm.

Distribuye la cebolla caramelizada por toda la superficie de una de las partes, incorpora también el pesto de aceitunas con tomate y cubre con la otra parte de la masa.

Pinta con un poco de aceite la superficie de la schacciata y reparte además la cebolla pochada con tomate, espolvorea sal gorda por encima si te apetece darle un toque saladín y hornea durante 25 minutos a 200 grados (horno precalentado), notarás que el tomate y la cebolla cogen un color muy “churruscado”, puedes poner una hoja de papel plata para evitar que se queme demasiado, pero no te preocupes que lo mismo sabe muy bien 😛

Puedes acompañar ya sea con ensalada o un trocito de queso provolone a la plancha, pero la verdad por si sola está buenísima!

Buon appetito!! 😉

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s